Mar Fuerte, Mar Brava….. Merecidísimo Homenaje

Hola de nuevo, deciros que el siguiente post lo comencé a escribir a mediados de febrero aproximadamente, y como os he contado en mi post anterior “de hace un ratico”, me ponía a escribir y acababa borrándolo todo….bueno, casi todo, porque esto no quise que desapareciera y ahora, por fin, lo comparto con vosotros…            -Ahora se ha convertido en mi quinto post aunque cuando lo comencé a escribir, de haberlo podido terminar, hubiese sido el cuarto-.

 

… Deciros que mi tardanza en escribir en esta ocasión, se debe a varios motivos, pero al menos uno ha sido para recargar pilas y venir con energías renovadas… Bombón y yo…. Hemos estado de viaje, yupi!!  Algo totalmente inesperado y al que no íbamos a ir, pero como me dijo la peque… <<mami, hay que vivir cada momento>>…. Y yo me pregunto… ¿de dónde se habrá sacado esa frase?? jajajaa… Lleva tiempo escuchándomela, sobre todo desde hace casi dos años, aunque a veces a mí se me olvida, lo reconozco; a veces puede más el peso de las preocupaciones que el disfrutar de cada instante. Pero como digo, Bombón me lo ha recordado y lo tengo muy presente. Lo disfrutamos mucho y por qué no decirlo, nos hacía mucha falta. ¿Pero a quién no le amarga un dulce?  Qué cosas tengo!

Estuvimos en un lugar al que yo iba a ir hace más de veinte años pero se truncó; y luego más tarde se comentó volver a ir, como un posible sueño; y al final, cuando y como menos lo esperaba, zas! aparece el momento, te van achuchando para realizar ese viaje, todo va fluyendo de una manera totalmente espontánea y sin forzar, y por todo ello debo daros las gracias, familia!! Hacía muuuuucho tiempo que no me iba de viaje con familia; esos desayunos familiares no los vamos a olvidar nunca; desayunos especiales.

El lugar donde hemos estado, no tenía apenas wi-fi; y dado los tiempos que corren, esto parece impensable! Pero he de decir que se agradece un montón el poder desconectar , no digo de todo -porque eso a veces es imposible-, pero sí desconectar de alguna manera del día a día y poder oler a montaña, y respirar tranquilidad…. uffff… pasada total!!

El no tener wi-fi es uno de los motivos de no haber escrito antes, aunque os diré que sí lo he hecho un poquillo en un cuadernillo que me llevé, unas pequeñas anotaciones que me han servido de borrador; por las noches me “golpeaban” las palabras en mi cabeza, pero no podía ponerme a escribir ni a grabar los pensamientos que iban y venían sin parar; éramos muchos en el apartamento, han sido unas noches tipo “comuna” que aunque no tienes la misma libertad que en tu casa para levantarte, acostarte, encender alguna luz, pensar en voz alta,…., al mismo tiempo ha tenido mucho encanto.

Una vez de vuelta a casa, parece que se me han enfriado todos esos pensamientos, se han quedado congelados -quizá sea efecto de la nieve, jeje- ; bueno, es normal, llegas de vuelta a la realidad y retomas los asuntos a resolver que te dejaste “aparcados” antes de salir de viaje, y eso, junto al día a día, hacen que de repente te pares un momento y digas, jó! Si ya han pasado muchos días de nuestra vuelta a casa!!

Lo anterior, junto con otra gripe -qué le vamos a hacer, tengo las defensas bajas y mi punto débil es la garganta-, son algunas de las causas por las que no he podido terminar este post mucho antes; comencé a escribirlo hace unos días pero la fiebre no me permitió proseguir.

Bueno, voy al tajo….

Seguramente os preguntaréis a qué se debe este Titulo, el de mi cuarto post, cuando acabo de hablar de montañas y de nieve…. Nada que ver con el mar!!

Pues bien, os cuento: a raiz de mi anterior post, recibí algunos mensajes de amigos y amigas, y hubo uno especialmente, que me emocionó pues una barbaridad! Este mensaje es de Mar, una mujer a la que conocí hace mucho tiempo, yo diría que como unos quince-diecisiete años, porque ella era compañera de trabajo de mi pareja por aquel entonces. Nos caimos bien, pero lo cierto es que no intimamos apenas. Coincidíamos en alguna comida o cena del grupo de su trabajo y poca cosa más,creo recordar.

El destino quiso que años más tarde nos uniera mi trabajo; fue entonces cuando coincidíamos más, habláblamos algo más, nos ibamos conociendo un poquillo más, lo que hizo que cada vez nos cayéramos mejor. Le cogí mucho aprecio.

Pero llegó un momento en que de alguna manera le perdí el rastro; dejó de venir, me dijeron que estaba malita, poco después me despidieron de ese trabajo y poco supe sobre ella.

Pero en verano del 2016, estando yo ya con el cáncer, ya operada, me puse en contacto con una ortopedia cerca de casa para ver el tema de las prótesis mamarias y conecté muy bien con las chicas de allí, donde organizaron un encuentro-merienda con mujeres que habían pasado por lo mismo que yo o parecido… Y cuál fue mi sorpresa cuando entre las asistentes me veo a Mar!!

Fue una tarde muy especial, intercambiamos nuestras historias cada una con el resto de asistentes y lo cierto es que para mí fue una tarde tremendamente emotiva, también fue “rara”, peculiar, necesaria, acogedora, muy entrañable y de la que obtuve muchas lecciones y grandes ejemplos a seguir. Me fuí tocaílla porque pensaba que estaba preparada para escuchar las realidades del cáncer en otras personas pero estaba equivocada….no estaba preparada lo suficiente..

Respecto a la sorpresa de ver allí a Mar, efectivamente no me lo esperaba, me impresionó mucho encontrármela allí porque hacía años que me dijeron que estaba malita y me contó toda su historia con el cáncer….A D M I R A B L E  SU LUCHA POR LA VIDA, SU CONSTANTE E INAGOTABLE LUCHA POR LA VIDA!   ES UNA LECCIÓN DE VIDA VIVIENTE!!

Y al decirme que le ayudó el leer mi tercer post porque había tenido una recaída, la llamé y le pedí permiso para escribir sobre ella, y en mi viaje-escapada con Bombón y mi familia, le escribí una poesía-poema-declaración de sentimientos de los míos…

Aquí va preciosa, porque te lo mereces y es lo menos que puedo hacer; me has aportado mucho bueno!!

 

“MAR FUERTE, MAR BRAVA…”

Hace años nos conocimos

y por motivos diferentes

volvimos a coincidir.

La pista te perdí,

pasó algún tiempo

hasta que de nuevo te ví.

Me sorprendió mucho nuestro encuentro

una tarde de merienda,

muchas emociones

sobre el mantel…

Confesiones, sensaciones…

Nunca pierdes la sonrisa,

a pesar de los pesares…

Te admiro!!

Lucha incansable e inagotable

Lección de Vida eres!!

 

Mujer incansable, luchadora a rabiar

todo te enfrentas sin

Rechistar

Nunca pierdes la Sonrisa

Fuerte como una roca

Una lección de vida nos das

En tu incesante caminar

Recomponiéndote tras cada palo que el cáncer te da

Te Admiro profundamente

Ejemplo a seguir eres

 

Muchas veces te recuerdo, en mi pensamiento te llevo

Algunas, como el mar te veo…

Revoltosas olas que van y vienen, rugiendo sin cesar

Brisa pura y fresca, que, al respirar,

Renuevan las energías

Arrastrando consigo esas olas aquello que nos da malestar

Vivir la Vida sabes

pesar de los pesares…

 

(Ninguna Estrella está sola, 03-05-18)

(” Declaración de Sentimientos profundos”-Poema 2).-

 

Repito… Mar, te Admiro! Eres…Pá quitarse el sombrero!!  🙂

 

 

(Nota: tengo una foto que hice hace poco, que va que ni pintado para ponerla aquí; en cuanto “retome” mi aprendizaje de insertar fotos y demás en esto de los blogs, la podréis ver.-)

 

Éste es mi pequeño Homenaje a Mar.-

Muchachilla, espero que te guste; te pido disculpas por la tardanza, ya te conté el otro día…. Aquí va lo prometido.

Y con esto me retiro ya por hoy, que he pasado de no escribir nada en dos meses y pico a escribir dos posts seguidos en una misma noche…yo soy así… original a rabiar…. Buenas noches, que descanséis!

Besazossss  🙂